Funcionamiento Aparatos aire acondicionado

El aire acondicionado y una nevera funcionan de la misma manera. Una neveraenfría un lugar pequeño mientras que un aire acondicionadoenfría una habitación o un conjunto de habitaciones.
Los aparatos de aire acondicionado utilizan productos (gas) que se convierten fácilmente del estado gaseoso al estado líquido y viceversa. Este producto químico se utiliza para transferir el calor del aire interior de un hogar al exterior.
La máquina tiene tres partes principales, que son: el compresor, el condensador y el evaporador. El compresor y el condensador suelen encontrarse en la parte exterior de la vivienda mientras que el evaporador se encuentra en el interior de la casa. Esta es la parte del aire acondicionado que transfiere el frío a la habitación.
El gas del aire acondicionado llega al compresor como un aire frío y a baja presión. El compresor comprime el gas y como consecuencia aprieta las moléculas y sube la temperatura y la energía que almacenan.
El fluido sale del compresor como un aire caliente y a alta presión y fluye directamente hacia el condensador. Cuando el fluido sale del condensador, su temperatura es mucho más baja y, gracias a la presión, ha cambiado de gas a líquido. El líquido entra en el evaporador a través de un agujero muy estrecho. Una vez en el evaporador, la presión del líquido disminuye y cuando esto ocurre, empieza a evaporarse y convertirse de nuevo en un gas.
A medida que el líquido cambia a gas y se evapora, extrae el calor del aire que lo rodea y lo utiliza para pasar de estado líquido a gas. En el momento en que el fluido deja el evaporador, ya es un gas frío y a baja presión. A continuación, vuelve al compresor a iniciar de nuevo el proceso.
Conectado al evaporador hay un ventilador que mueve el aire que hay en el interior de la habitación. El aire caliente es más ligero que el aire frío, por lo que el aire caliente en la habitación sube a la parte alta de la misma. El aire caliente de la habitación se utiliza para enfriar el gas en el evaporador. A medida que el calor se extrae del aire que hay en la habitación, éste se enfría y se devuelve a la habitación. De esta forma, la temperatura de la habitación se va reduciendo hasta llegar a la temperatura deseada. Todo este proceso lo controla directamente un termoestato.

Todos los aparatos de aire acondicionado actuales parten del descubrimiento que realizó Lord Kelvin en el año 1842, que comprendía el funcionamiento de un circuito frigorífico que se basaba en en el concepto de que con la absorción de calor, se podía conseguir aire frío.

Los tres fundamentos teóricos que se encuentran detrás del funcionamiento del aire acondicionado son:

1. El calor se transmite de la temperatura más alta a la más baja.

2. El paso de estado líquido al estado gaseoso absorbe calor.

3. La presión y la temperatura tienen una relación directa.